Menú Cerrar

Historia

La historia reciente de la Fundación Benéfica “Martínez Teresa y Ruiz” comienza con la fusión de las fundaciones benéficas “Asilo de Santa Bárbara y de la Virgen de Gracia” y “Asilo de San Juan Evangelista” en favor de la Fundación Benéfico-Social Martínez Teresa y Ruiz, en escritura pública, el día 2 de junio de 1982. No obstante, el acuerdo de fusión se recogió en el acta de la Junta de Patronos celebrada el día 23 de octubre de 1979.

El “Asilo de Santa Bárbara y de la Virgen de Gracia” era una Fundación Benéfica, instituida por D. José Ruiz y Ruiz en su testamento de fecha 25 de noviembre de 1919. Dicha fundación fue calificada con el carácter de Beneficencia Particular, por Orden Ministerial de fecha 14 de septiembre de 1951.

El “Asilo de San Juan Evangelista” era una Fundación Benéfica de carácter particular, instituida por los cónyuges Doña Dolores Teresa Amorós y Don Miguel Martínez Carrión en sus testamentos, de 19 de febrero de 1906, en Yecla, siendo constituido el Patronato el 28 de julio de 1909, y siendo reconocida la Fundación como de carácter particular por R.O. del Ministerio de la Gobernación de fecha 7 de mayo de 1911.

Extractos de documentación histórica de la Fundación

ASILO SAN JUAN EVANGELISTA

Fundado el ASILO DE SAN JUAN EVANGELISTA, por los cónyuges D. Miguel Martínez Carrión y Dña. Dolores Teresa Amorós en la villa de Caudete (Albacete) y clasificada la Fundación de carácter benéfica-particular, por R.D. del año 1911, a fin de que pudiesen cumplirse los fines para los que fue creado, tales como los de acoger y cuidar a los ancianos desvalidos que lo pidiesen, fue encargada la dirección y desenvolvimiento de la vida interior en el mismo a la Congregación Religiosa de las Hermanas de la Virgen del Montes Carmelo, cumpliendo así también los deseos expresos de sus fundadores, bajo custodia del Patronato, siendo la actuación de las religiosas la que se inspira y rige por los principios de la Iglesia Catolica.

Teniendo en cuenta los principales objetivos del “ideario”, con plena libertad para actuar así dentro de la Institución, siendo sus funciones entre otras, la atención a los ancianos en colaboración con el personal comprometido en la obra, cubrir los turnos de trabajo de manera que no falte la presencia de las Religiosas entre los ancianos, poner en conocimiento de la Junta de Patronos cualquier deficiencia, deterioro o falta de útiles que observen, y el suministro de todo en general, y así han venido desarrollando sus funciones desde hace más de cien años, por lo que desde la Fundación deseamos agradecerles todo el trabajo y esfuerzo que han llevado a cabo para el funcionamiento de la Residencia y la atención de nuestros ancianos.

ASILO DE SANTA BÁRBARA Y DE LA VIRGEN DE GRACIA

Fundada por Don Jose Ruiz Ruiz en Caudete (Albacete), “encontrándose el edificio de la avenida de la virgen de Gracia, en desuso en el año 1961, se ve la necesidad de dedicarlo a remediar necesidades benéfico-docentes, con preferencia de las primeras, si bien la habitabilidad del edificio precisa de unas pequeñas obras de saneamiento, el edificio, que es grandioso adolece de ensanche para recreos, lo que podría subsanarse adquiriendo la Fundación los predios contiguos, destinados a cultivos de huerta, en una superficie de unos 6.000 m2 …”.

“….Caudete cuenta en la actualidad con 8.500 habitantes y aunque su economía sigue siendo fundamentalmente agrícola, cuenta con industria y servicios, predominando entre los obreros industriales la mujer, lo que obliga a la madre de familia que trabaja a tener que abandonar la vigilancia de sus hijos pequeños durante el día, por lo que vemos una necesidad de la población en la instalación y funcionamiento de una GUARDERIA INFANTIL, en la que sean acogidos niños de ambos sexos de corta edad (párvulos) de madres trabajadoras y en la que puedan permanecer desde la mañana hasta la tarde, procurándoles asistencia, instrucción y alimentos y por otro lado un Centro adecuado para facilitar a la mujer el acceso a la enseñanza media, así como de ampliación y complemento a las enseñanzas de la escuela primaria…”

La solución que se propone, una vez razonado y expuesto todo lo anterior, es ceder el uso del edificio-hogar propiedad de la fundación, y tras haber sido infructuosas las gestiones realizadas cerca de otras órdenes religiosas, ”… se propone a la Congregación de las Religiosas del Amor de Dios para cumplir los fines de naturaleza mixta “Benéfico-Docentes”, afectar las rentas anuales, producto de la administración del patrimonio, para el exclusivo desenvolvimiento del fin benéfico, cual es el de Guardería, y autorizar a la referida Congregación para que sea atendida y cuidada como fin primordial la guardería, pueda ejercer la Enseñanza primaria, media y especial…”

Cabe agradecer también desde la Fundación, el gran trabajo y la labor de las hermanas del Amor de Dios, que desde el inicio de su presencia, vienen prestando ininterrumpidamente sus servicios a la población de Caudete.

FOTOS DE LA RESIDENCIA “SAN JUAN EVANGELISTA” EN OBRAS (1927)